Cinco contra cuatro. Duodécimo día. Prórroga

Hola.

Se terminaron los octavos del final del Mundial de Colombia de FútbolSala. Para unas selecciones los octavos han sido un brusco e inesperado epílogo a su participación en la competición y para otras selecciones lo más parecido a tocar la gloria. Esto no para. Mañana ya comienzan los cuartos sin tiempo casi para la recuperación. Seguimos.

1.- El Público.

Pasados ya más de diez días de competición es la hora de valorar la repercusión que esta teniendo el Mundial en Colombia. Salta a las claras que el público esta en modo “ausente” de la competición. Solo se activó en los partidos donde la selección anfitriona estaba presente. Ayer vimos tres extraordinarios partidos de fútbolsala cada uno de ellos con sus características y ni por esas. Los pabellones mostraban un aspecto desalentador. No sabemos si traer estas competiciones sin asegurar el éxito de publico es adecuado. Tal vez haya otro tipo de intereses que se nos escapan para llevar un Mundial a un país donde esta latente la división entre las federaciones que regulan el fútbolsala. Al final el que pierde es el espectáculo, el deporte y el fútbolsala en definitiva.

Alegría de Bolinha tras marcar un gol.

Alegría de Bolinha tras marcar un gol.

2.- Pivots de perfil bajo

Nada más lejos de nuestra intención utilizar la expresión “perfil bajo” con tono despectivo. Todo lo contrario. Sin lugar a dudas esta siendo el Mundial de los pivots. Al buen papel que esta haciendo Eder Lima en Rusia se están uniendo jugadores que aunque alguno de ellos ya había demostrado su calidad en clubes europeos, es en este mundial donde están dejando su impronta como jugadores decisivos para sus selecciones. Nos referimos al tailandes Thueanklang, al egipcio Elashwal o al “azerbayano” Bolinha. Los tres ayer fueron fundamentales en sus equipos secundados por escuderos de lujo como Fineo, Moza o el capitán tai Wongkaeo. Puede que los tres no sean muy conocidos pero está demostrando la calidad y buen juego que atesoran. Bolinha es un pivot de referencia, de brega, de ganar la posición, duro y competitivo como pocos. El egipcio Elashwal así como el tai Thueanklang son pivots más de movilidad, de fintar y ganar los espacios. Distintas condiciones pero idéntico objetivo: llevar a sus selecciones lo más alto posible. Bolinha y Elashwal aún tienen opciones de seguir haciendo historia para sus respectivos países.

Detalle de acción con pivot de la Selección italiana

Detalle de acción con pivot de la Selección italiana

3.- A, B y C.

Viendo el partido entre Italia y Egipto al final lo que se te queda en la cabeza es que el fútbolsala en este Mundial esta siendo A, B y C. De los siete goles que se marcaron en 3 de ellos el pivot tuvo mucho que ver ya sea por finalización directa o por intervención para propiciar el gol. La A del abecedario. Un par de ellos vinieron en acciones de contraataque tras recuperación de balón. Y en ambos casos solo hubo un pase antes de finalización. Tomemos nota a la hora de entrenar nuestros contraataque. La B del abecedario. Y como no, las acciones a balón parado también tuvieron su papel protagonista en el marcador. La C del abecedario. Una vez escuche decir a Jesús Candelas que dominar la defensa, el contraataque y las acciones a balón parado son la base de un equipo con solvencia. Si algo esta quedando claro en este Mundial es el peso cada vez más importante del juego al pivot en muchas de las selecciones asistentes así como de la gran importancia que se le esta dando a las acciones a balón parado.

4.- Prórrogas

Tres partidos de octavos y tres prórrogas. Hay mucho en juego. Los nervios propician malas decisiones y en consecuencia errores que son aprovechados por los contrarios. Es curioso como se afrontan las prórrogas. Frecuentemente se deciden por acciones individuales motivadas por errores fruto de lo mucho que hay en juego. Asi lo vimos ayer. Elashwal marca tras un doble error primero de su marca que intenta anticipar y luego del portero que defiende mal la situación de uno contra uno. Asi mismo la selección de Argentina saca un doble penalty como vemos en la imagen por una falta del jugador ucraniano a más de veinticinco metros de su portería, con tres compañeros por detrás de la línea de balón y con el jugador argentino en conducción sin intención de progresar. Al final es decidir en décimas de segundos con muchos factores que pueden alterar nuestra decisión. Cierto que es alto nivel y es un Mundial pero los errores no saben de categorías ni relevancia de torneos.

Instante en el que el jugador ucraniano realiza una falta

Instante en el que el jugador ucraniano realiza una falta

5.- Se acortan las distancias

Sin lugar a dudas esta siendo un Mundial extraño donde la solidez mostrada por equipos en la primera fase se ha disuelto como agua de borrjas cuando han llegado los cruces. Asi mismo selecciones con una primera fase irregular sacan a relucir carácter competitivo ahora que los partidos son a cara o cruz. Lo que es indudable es que cada día se acortan las distancias entre las selecciones. Vemos como países que antes eran meros comparsas en este tipo de torneos ahora se permiten “el lujo” de eliminar a selecciones que a priori tenían el cartel de favoritas. Hasta aquí las noticias buenas. Las malas es que creo que las distancias se estan acortando en gran parte a que las selecciones que tienen que tirar del carro no estan evolucionando salvo honrosas excepciones como la selección española. Da la sensación que algunas selecciones no son conscientes de que el trecho se acorta y en un periodo corto de tiempo se verán igualadas o superadas por numerosas selecciones que estan trabajando mucho y bien por conseguir un nombre dentro del panorama del fútbolsala internacional.

Un saludo

José A. Valle

@vallefutsal

Pin It on Pinterest

Share This